Jugando con sensaciones espaciales: ¿estamos arriba, abajo, cerca o lejos?

En las imágenes que tenemos aquí, podemos observar de que forma el encuadre de los elementos en relación al formato puede generar sensaciones que enfatizan el mensaje que se quiere transmitir. Así, vemos cómo nos sentimos realmente inmersos en el mar si somos nosotros, el espectador, los que estamos más en el fondo la propia figura representada. O la manera en que los brazos asoman por el marco del cartel  dejando una área vacía en la parte superior del cartel dejando entrever que no pueden estirarse más para conseguir esa foto deseada.

La escala de los elementos, en estos casos en gran contraste, hace que surjan puntos de interés, fijándonos primero en ese punto y después en el todo. En estos dos casos la sensación de espacio paisajístico se consigue por la ubicación y tamaño de las pequeñas figuras.

 

Anuncios